El Spacio

Roteiros – TRAMA – El Spacio

En la novela, el espacio se posibilita en múltiples formas. Un novelista puede describirlo con infinitud y a esa fecunda descripción se suman palabras, páginas, capítulos. La fuerza de la descripción alcanza la esencia vital del espacio descrito en la medida en que se destaquen detalles sensitivos y gráficos. El narrador llena el espacio vacío donde escribe con espacios invocados a través de la descripción. ¿No ocurre así desde la Ilíada de Homero hasta el Ulysses de James Joyce? Tanto en el cuento como en el relato una sola línea nos proyectaría hacia la vastedad del espacio.“Llovía con lentitud poderosa…”,una oración de un cuento de Jorge Luis Borges nos introduce en espacios en los que podemos imaginar dónde y cómo cae la lluvia. Bien sea en el mar, en el desierto, en un techo de cinco sobre nuestros cuerpos desamparados.

En el texto teatral no es posible describir el espacio o metaforizarlo de manera forzada. El autor, desde los clásicos hasta los contemporáneos, se limita a balbucearlo.

Una pequeña acotación, un paréntesis de indicaciones, el parlamento de un personaje que “narra ”el lugar de donde viene, o la acción que se ejecuta en escenas paralelas.

Recursos estrechos. Hay autores, como Eugène O’Neill, que contextualizaban el espacio, inicialmente, para después vaciar el discurso teatral, el diálogo de los personajes en el marco de la puesta en escena autoral. Shakespeare y los maestros griegos utilizaban la descripción en sus diálogos con el fin de remitirnos a espacios que son intransferibles al espacio del escenario donde debía ocurrir la obra: una tempestad, un naufragio, la bóveda celeste, la oscuridad del bosque, por ejemplo. No obstante, el más burdo naturalismo y el realismo quisieron calcar el espacio real para transferirlo a la escena dramática. El Ubu Rey, de Alfred arry, creó el primer muro de contención.

En la Grecia antigua y en la época isabelina, el texto teatral estaba apoyado en la naturaleza extensiva del discurso verbal. El suceso se centraba en el cuerpo de la oración, no en la representación escénica. La oratoria era la madre del hechizo. El verbo en los textos del teatro clásico era desencadenado y no contraído, como tiende a ser en el texto teatral contemporáneo. La escritura dramática de Samuel Beckett Harold Pinter resultan ejemplos notables.

Igualmente, el espacio que se describe o se ritualiza no sólo es aquél que está fuera del personaje. El narrador y el dramaturgo, a su vez, se ocupan de recorrer y representar los espacios insondables que le dan sostén a sus criaturas.

La sola palabra es espacio de otros espacios. Es espacio de imágenes y sentimientos, de acciones y reacciones. Siendo la palabra un depositario natural de la realidad y la ficción, en el diálogo teatral ella actúa también como memoria y vacío de espacios olvidados e intransferibles. El espectador se embelesa con los recorridos espaciales convocados por los diálogos, aunque éstos no lleguen a concretizarse en la escena. Le basta la sola descripción o provocación de ellos porque su imaginación los dotará de creíble y justificada forma.

Si en la narrativa se escarba la anécdota con la intención de hallar otros espacios, en el texto teatral el ejercicio pretende lo mismo. La obstinación de ambos sistemas de exploración anecdótica siempre sucumbe a la impotencia, enriqueciendo la insatisfacción de presumir algo más allá del espacio visible e imaginable. Cuando Edipo Rey decide hacer averiguaciones sobre el crimen de Layo, progresivamente irá descubriendo los vínculos que lo procrearon y determinaron, y asimismo aquellos lugares y espacios donde éstos se fraguaron, ajenos a su conciencia.

Su crisis como personaje protagónico es el reconocimiento abismal de todos los componentes de su realidad interior.

El horror más grande es alumbrar los misterios del alma.

Por Edilio Peña

Leer más – TRAMA (proceso y construcción de la obra teatral)

Anúncios

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s